Facebook Twitter Google +1     Admin

El Golf El reto de lo psicológico

20070222161846-golf1.png

Golf. El reto de lo psicológico.

Dr. Francisco García Ucha

Para quienes no conocen del golf es usual que planteen que se trata de un juego simple, sin grandes complejidades y sin embargo, los que podemos entrar en ese mundo maravilloso, de la precisión, la toma de decisión ante múltiples alternativas y el control de los nervios, todo es diferente. Se trata de uno de los juegos con pelota de mayor complejidad, técnica, táctica y psicológica.

Ante nosotros esta la topografía del terreno, los obstáculos, el green, los palos unos son hierros y otros de maderas, el viento, el frió, la lluvia, 18 hoyos, las reglas del juego, los contrarios, los espectadores y, además, los pensamientos, y las emociones que conmocionan cada fibra del cuerpo.

Caminando del lugar donde se golpeo la pelota a donde llego, así de un hoyo a otro pasan por la mente del golfista muchos pensamientos. Quizás la mejor representación de lo que ocurre con el pensamiento encontrarse en nosotros mismos o en términos de arte en el "Ulises", de James Joyce, podemos hallar el capitulo del Monologo donde este autor nos recrea con el devenir del pensamiento de uno de sus personajes, con toda su intrincable contenido, idas y venidas de las ideas, imágenes y sentimientos. 

En nuestra mente, algunos de nuestros pensamientos son irrelevantes, no tienen una especial significación, otros pueden ser autodirigidos y también hay en el proceso de ideación, pensamientos irracionales. Estos últimos, no tienen un carácter tan independiente como valora quien los padece, sobre todo cuando se cuestiona, ¿por qué me viene la idea de que todo saldrá mal?

Ellos son frutos de una disminución de la autoestima, de la falta de confianza en culminar de manera adecuada la satisfacción de determinados motivos. Son experimentados como resultado de una pobre resistencia para sostenerse en una tarea o erradicar deficiencias y enderezar el curso de los errores y fallos.

Los pensamientos negativos pueden llevarnos a la preocupación y estado psicológicos perjudiciales para obtener la excelencia debido a que desencadenan emociones que se expresan como ansiedad y angustia.

Al aparecer en la idea de un posible fracaso se anticipa que no se va a lograr la meta anhelada, bien sea que no se alcanzara la perfección o que otras personas van a formarse un juicio desastroso acerca de nosotros.

Los pensamientos negativos en el golfista pueden surgir de esta manera de situaciones especiales y de estados psicológicos también específicos.

A continuación se describen alguna de estas condiciones:

  1. La falta de habilidad crea ansiedad cuando el golfista valora que no puede ejecutar las acciones con la precisión requerida. Por ejemplo, el viento en una posición no acostumbrada, sea a favor o en contra o cruzado. Esta es una de las condiciones climáticas que afecta al jugador. Puede ser también la lluvia o el frió. Si el golfista no acostumbra a ejercitarse en estas condiciones puede no adquirir los hábitos motores para actuar en ellas ni la confianza para evaluar que saldrá de la dificultad presente. En su pensamiento surgen ideas que reflejan la presencia de una amenaza en lograr sus motivos y las emociones germinaran con una carga especial capaz de desorganizar aun más las habilidades y hasta los programas mentales de las acciones a ejecutar. Por tanto, todas las circunstancias que puedan tener un carácter novedoso e incluso imprevisto y que se apartan de lo acostumbrado deben ser modeladas y ensayadas. Esto se extiende no sólo a las condiciones climáticas sino que además se relacionan con las dificultades de las tareas debidas a la topografía del terreno y a los obstáculos que pueden aparecer en las calles o el green.
  2. Las acciones incorrectas o los fallos al inicio de la competencia puede ser otra de las causas que desencadene pensamientos negativos. Si no se logra hacer el primero o el segundo hoyo y en un estado psicológico que no alcance al desarrollo de la disposición para rendir el deportista puede no contar con la auto confianza para resistir el fallo como frustración parcial, abandonándose a una ideación negativa que va a influir de forma negativa en todo su accionar en la competencia.
  3. Los resultados favorables del contrario, incluso agravado cuando estos resultados resultan inesperados.
  4. La presencia de un estado psicológico desfavorable en el golfista como consecuencia de estar fatigado, lesionado o estresado por circunstancias externas al juego.  El estado psicológico puede alterar la disposición para la ejecución de las traes y puede llevarnos a un estilo de pensamiento donde los contenidos de la ideación tengan un carácter derrotista y pesimista ante las diferentes dificultades o barreras que presente la actividad.
  5. Ciertas características de personalidad predisponen a los sujetos a pensar de forma negativa, por ejemplo, los golfistas que son hiper-ansiosos siempre van a sobre-valorar sus errores.
22/02/2007 15:28 ucha #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





La Bitácora del Dr. Ucha

Temas

Archivos

Enlaces

Free counter and web stats


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris