Facebook Twitter Google +1     Admin

El Apocalipsis lo causará el capitalismo y avaricia humana: Stephen Hawking

20170325002345-hawki2.jpg

Publicado en Regeneración 30 de noviembre del 2015

Las máquinas no traerán un Apocalipsis, pero la avaricia humana lo hará”, aseguró el reconocido físico Stephen Hawking.

Las tesis de Hawking refieren acertadamente:

“Si las máquinas producen todo lo que necesitamos, el resultado dependerá de cómo las cosas son distribuidas. Todos pueden disfrutar de una vida de lujos si lo que producen las máquinas es compartido, o más personas pueden terminar miserablemente pobres si los dueños de las máquinas hacen lobby en contra de la redistribución. Hasta ahora, la tendencia parece inclinarse por la segunda opción, con la tecnología volviéndose cada vez más inequitativa”, aseguró.

“Esencialmente, los dueños de las máquinas se posicionarán como la burguesía de una nueva era, en la cual sus corporaciones no proveerán de puestos de trabajo a las personas”, afirmó el físico.

Por lo tanto, “el tan temido Armagedón no vendrá de la mano de los robots (como tantas películas de ciencia ficción nos han querido hacer creer) sino que será generado por el propio ser humano”, asevera Hawking.

A pesar de lo planteado aquí por Hawking toda mi vida he sido partidario del principio del optimismo histórico que señala que las causas justas siempre vencerán a las injustas. Los hombres encontraremos el camino correcto para paliar este desastre que puede traer la tecnología.

Ahora recuerdo que hace más de 50 años se editaba una revista que se llamaba RC y un día advertía sobre las consecuencias del avance tecnológico utilizando un cuento que no recuerdo quien pudo ser el autor, que me disculpe el que sea. Muy bueno para explicar muchas cosas sobre lo que a veces tomamos como ventaja. El cuento se llama La pata de conejo. Comienza con un viajero que pedía albergue a una pareja de ansíanos, en una de esas noches frías de Inglaterra. A la mañana agradeció que le dieran cobijo desde la noche anterior y finalmente decía que se marchaba pero antes quería quemar una pata de conejo que servía para colocar las llaves. Los ansíanos refirieron es una pata muy linda. No la queme déjenosla. El viajero dijo. Preferiría que la quemaran. Esta pata le pides tres cosas y te las da. Sean las que sean. Razón de más para que ambos ansíanos pidieran quedarse con la pata de conejo. Al marcharse el viajero los ansíanos deliberaron que pedir a la pata de conejo y le solicitaron 27000 mil libras. Inmediatamente sintieron que tocaron a la puerta dos hombres bien vestidos traían un sobre y les plantearon. Hubo un accidente en la mina donde trabajo su hijo y él murió. Como compensación de su perdida la compañía minera les envía 27000 libras.

Mudo quedaron los ansíanos. ¿Qué hacer ahora? Y pidieron el segundo deseo, devuélvanos nuestro hijo. En el sendero fuera de la casa se sintieron que alguien arrastraba los pies debido a su condición física. Estupefacto por el miedo de encontrarse frente al cadáver del hijo, acudieron a la tercera solicitud. ¡Por favor! Que descanse en paz.

Será la tecnología nuestra pata de conejo.

No importa sigo pensando en el optimismo histórico.

Saludos.

Francisco García-Ucha

 

25/03/2017 00:23 ucha #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





La Bitácora del Dr. Ucha

Temas

Archivos

Enlaces


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris