Facebook Twitter Google +1     Admin

Efecto Federer Las Bases de un Campeón

20070926084952-slide0001-image001.png

Efecto Federer Las Bases de un Campeón

Jaime Mestre V.

Master en Psicología del Deporte ©

Universidad Autónoma de Barcelona

jmestre@cuspide.cl

Septiembre 2007

Santiago - Chile

Hablar o pensar en Roger Federer es, sin lugar a duda, referirse a una persona triunfadora. En él se encuentra el éxito deportivo en su máxima expresión, no solo reflejado en sus trofeos, sino, especialmente reflejado en las habilidades que han posibilitado alcanzar estos.

Su singular carrera deportiva nos habla de un tenista que en 1997 se convirtió en el ganador junior de Wimbledon, que luego el 2003 ganó el mismo torneo de grand slam a nivel profesional, hasta campeonar en último abierto de EEUU (2007).

Es innegable que Federer es el estereotipo de un gran campeón, al revisar sus actuaciones nos damos cuenta fácilmente del gran desarrollo técnico, táctico, físico y psicológico que ha alcanzado. Pero no siempre todo fue fácil, revisando su biografía, nos encontramos que tras el campeón de hoy existe un trabajador incansable del pasado, que sufrió del rigor del trabajo duro para conseguir estar donde hoy se encuentra.

La interrogante a responder es una pregunta que se me ha hecho en diversas ocasiones y que he tratado de responder en cada una de ellas. ¿El campeón nace o se hace?

La verdad es que la ciencia no tiene una respuesta certera a esto, lo que si es cierto es que existen algunas condiciones genéticas que facilitan la adquisición de patrones físicos o motores asociados al logro deportivo, por otro parte, algunas investigaciones encuentran una alta correlación entre logro deportivo y las horas de práctica. En fin, personalmente considero que un campeón es la correcta fusión entre algo hereditario y un trabajo serio bajo un esquema interdisciplinario. Por ejemplo el mismo Federer a los 17 años decidió acudir a un psicólogo deportivo, gracias a cuya ayuda pasó de un extremo irritable y explosivo, tipo Mc Enroe; a otro tranquilo, tipo Borg, esta condición es actualmente la cara más particular de él como jugador profesional de tenis.

Desde hace algunos años he tenido la suerte de trabajar y estar en contacto directo con diversas personas ligadas al tenis competitivo Junior. Si bien mis investigaciones como Psicólogo Deportivo no han apuntado a determinar características que diferencian a los jugadores exitosos de los menos exitosos, de hecho las investigaciones determinan la inexistente relación entre características de personalidad y rendimiento deportivo, me parece interesante señalar ciertas características de base que he identificado en un importante número de jugadores

de tenis y de deportistas de otras especialidades, que para mi entender correlacionan adecuadamente con los deportistas más avanzados en sus categorías.

Estas cualidades son el resultado de un aprendizaje social (aprendizaje vicario, refuerzo, castigo, etc.) importante y pueden ser modificadas en la relación familiar, en la relación del jugador / técnico y en la relación tenista / psicólogo del deporte.

Características del logro deportivo

_ Autoestima

_ Auto eficacia

_ Tolerancia a la Frustración

_ Perseverancia

_ Motivación Intrínseca

_ Manejo de sus Emociones

_ Control de sus Pensamientos

Estos conceptos de orden psicológico son, sin duda, parte del vocabulario habitual que todo el mundo deportivo utiliza, a pesar de ello en muchas ocasiones se mal entiende o no se comprenden la forma en que se desarrollan. Lo último es importante ya que si no conocemos sus principios no podemos realizar la correcta transferencia de ellos a través del proceso deportivo. Es importante comprender que estos elementos son afectados por los contextos en que se encuentran los deportistas, en este sentido el entrenador debe presentar ciertas competencias que faciliten el desarrollo de estas características psicológicas.

A continuación desarrollare brevemente cada uno de ellos

1. _ Autoestima

Es un sentimiento valorativo interno que impulsa a la persona a desarrollarse, a poner en práctica sus capacidades de manera que se vaya orientando hacia un equilibrio personal. Es la forma en que las personas se sienten con respecto a sí mismas y como se valoran. La autoestima se basa en los pensamientos, sentimientos, sensaciones y experiencias que tenemos a lo largo de nuestra vida.

Un tenista con una adecuada autoestima reconoce su valía pero, también, sus defectos, se quiere tal y como es, aceptando sus virtudes y defectos, sin que esto signifique que no trate de superarlos.

El jugador debe tener consolidada una buena autoestima, sino cada derrota será vivida y sentida como algo muy doloroso que atenta contra su ego (yo), lo que podrá generar mucha rabia, enojo, frustración e incluso burnout.

Características de un deportista con alta autoestima:

_ Asume responsabilidades

_ Se siente orgulloso/a de sus éxitos

_ Afronta nuevas metas con optimismo

_ Se cambia a sí mismo/a positivamente

_ Se quiere y se respeta a sí mismo/a

_ Rechaza las actitudes negativas

_ Expresa sinceridad en toda demostración de afecto

_ Se ama a sí mismo/a tal como es

_ No es envidioso/a

2. _ Autoeficacia

Las creencias en la propia capacidad para organizar y ejecutar las acciones requeridas para manejar las situaciones futuras, (Bandura, 1977). En otras palabras es la creencia o auto percepción que tienen las personas de que tienen las capacidades para resolver dificultades o actividades específicas en sus vidas. A diferencia de la autoestima, que es una valoración general de la persona, la auto eficacia es una valoración específica del deportista en una acción particular, por ejemplo sentirse competente para un tipo de deporte, de juego o jugadas específicas nos habla de su auto eficacia, por el contrario una valoración del deporte en general nos habla de autoestima.

La auto eficacia es importante ya que afecta a:

a) La elección de las tareas específicas y a las conductas que se deben realizar para culminar estas tareas.

b) Motiva a realizar tareas donde se sienta competencia y confianza. Evitando tareas donde no se presente.

c) Determina el esfuerzo para la realización de las tareas.

d) Predice el tiempo que preservará la ejecución de la tarea, especialmente frente al fracaso.

La auto eficacia se desarrolla a partir de cuatro fuentes:

a) Experiencias de logro anteriores, es decir, haber resuelto exitosamente una

tarea anteriormente.

b) Persuasión verbal que recibe el tenista respecto a tener las capacidades para

resolver exitosamente una tarea. En este caso es relevante que la persona

que ejerce la persuasión sea un referente significativo para el deportista.

c) Exposición a modelos que ejecuten correctamente la tarea. En este caso es relevante que el modelo presente características similares a las del deportista.

d) Baja percepción de ansiedad estado antes y durante la ejecución.

3. _ Tolerancia a la frustración

Frustración se entiende cómo la vivencia emocional ante una situación en la que un deseo, un proyecto, una ilusión o una necesidad no se satisface o no se cumple.

Cuando decimos que una deportista tiene tolerancia a la frustración, internamente

lo que tiene es un grado de fortaleza yoica y cierto equilibrio interior que le permite continuar trabajando, frente a, o a pesar de la frustración.

4. _ Perseverancia

Se debe tener una gran capacidad de perseverancia en el deporte competitivo para soportar largas, duras e intensas sesiones de entrenamiento, privaciones (alimentación, diversión, fiestas, etc.) y los sinsabores de la vida competitiva en el deporte, derrotas con las que tiene que lidiar para llegar a la cima, la incertidumbre de si podrá lograr sus objetivos, etc.

Un claro ejemplo de perseverancia es lo que muestra el ciclista Lance Amstrong en su retorno triunfal al ciclismo profesional luego del padecimiento de un cáncer que lo tuvo de cara a la muerte.

5. _ Motivación Intrínseca

La motivación se entiende como el proceso que moviliza las energías de las personas, relacionados con la activación, dirección y persistencia de la conducta. La motivación intrínseca actúa cuando una persona hace algo porque tiene interés directo en esa actividad y no por un efecto segundario que conseguirá al realizar una actividad determinada.

Un deportista con una alta motivación intrínseca se caracteriza por una fuerza interior que les impulsa a ser competentes y a autodeterminarse, para dominar la situación y tener éxito. El deportista práctica el deporte porque le apasiona, juega por orgullo propio incluso cuando nadie los observa, alcanzar sus metas es su propia recompensa.

6. _ Manejo de las emociones

Esto es muy importante, el deportista no debe permitir que las emociones negativas como el enojo, la frustración o la rabia se apoderen de él. El único resultado que ocasionará es sacar al deportista de la competencia o el entreno, consumir sus energías y desenfocarlo o desconcentrarlo de la labor que tiene que realizar. Las técnicas de manejo emocional presentan excelentes resultados con la intervención directa de un psicólogo del deporte, en general existen diversas estrategias para el entrenamiento en control emocional.

7. _ Manejo de pensamientos

Tener el control de lo que piensas es indispensable por varios motivos, pero dos de ellos son de especial importancia:

- Estar en condiciones de elegir cuáles emociones quieres tener, lo que significa inteligencia emocional

- Poder llevar adelante tu trabajo de un modo productivo que te permita alcanzar la superación personal

Los pensamientos son anteriores a las acciones deportivas, podríamos pensar que en estados de Flow esto no funciona tan linealmente ya que una de las características de estos estados es la perdida de conciencia. A pesar de ello el tenista se ve enfrentado situaciones donde debe controlar sus pensamientos, especialmente los negativos, ya que estos lo predisponen negativamente para la acción y lo anclan al pasado, por ejemplo cuando te quedas pensando en una mala toma de decisiones realizada en el juego anterior.

Diversos pensamientos negativos son recurrentes y funcionan como una suerte de predicción respecto a los resultados. Estos pensamientos se suelen confirmar en la acción, como dije anteriormente producto de la predisposición mental que presenta el tenista (voy a hacer doble falta y hago doble falta), esto puede transformar los pensamientos en ideas irracionales respecto a las reales capacidades del deportista.

Esta situación requiere de la presencia de un especialista en psicología del deporte para ayudar al deportista a romper el círculo vicioso.

Conclusión

Cuando recordamos nuestra lista personal de grandes campeones, nos encontramos con una serie de personas destacadas en diferentes disciplinas deportivas.

Independiente de la concordancia general que podamos encontrar, debemos reconocer ciertas características algo más que generales que marcan una diferencia.

En síntesis el impacto de la iniciación y la formación deportiva son fundamentales en el desarrollo de habilidades psicológicas específicas para el desempeño de un deportista, en este desarrollo es innegable la acción de los entrenadores y la presencia de un psicólogo del deporte en el equipo de trabajo. De esto radica la importancia de la capacitación y la formación del cuerpo técnico, es necesario reunir diferentes competencias específicas relacionadas con los factores involucrados en el tenis, especialmente los mentales.

La interdisciplinariedad es una tarea pendiente en las formas de trabajo en nuestro país, el poder vincular el trabajo del psicólogo del deporte con las otras áreas de intervención, y no solo que le tenista consulte a un especialista, es una de las claves de un desarrollo deportivo moderno.

26/09/2007 08:49 ucha #. sin tema

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





La Bitácora del Dr. Ucha

Temas

Archivos

Enlaces


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris